martes, 22 de enero de 2013

NO PUEDO DECIRTE ADIÓS


Mi querida Lili:

Aún no puedo hacerme a la idea de que ya no estás, y no puedo perdonarme el pensar que tal vez aún podríamos haber hecho algo. Pero no pude soportar verte sufrir tanto. No me pareció digno de tí que lo pasarás tan mal.
Tú, la reina de la casa, mi hija querida, mi bebe, mi princesa, mi gordita, mi mejor parte.
Sabes mejor que nadie que te quise hasta la médula, que habría dado la vida por tí si hubiera podido. Eras lo más importante de mi vida, mi hija, mi amiga, mi hermana, mi bebe. Aún el dolor está muy reciente y no creo que hayas muerto.
Muerto. Esa maldita palabra que nos arrebata todo lo querido, siempre tan irreversible, tan dolorosa, maldita sea la muerte pequeña, y maldito el día que tuve que dejarte marchar.
Porque sí, tomé esa decisión con todo el dolor de mi corazón, y jamás sabré si hice lo correcto o no. Solo sé que estabas sufriendo mucho, que ya no te movías, que ya no comías, que ya ni bebías..pero no sé si era lo que querías, esa última mirada...ese último movimiento...
 ¿ Jamás lo sabré verdad ? es algo con lo que tendré que aprender a vivir, aunque por ahora, ni siquiera puedo pensarlo porque duele demasiado.
Y no puedo pensar en que ya no estás, y en que no voy a verte aparecer en cualquier momento encima mio para tumbarte sobre este portátil y hacer que deje de escribir y te acaricie. Tampoco puedo pensar en dormir sin dejarte el hueco en la cama a mi lado, y no puedo sentarme en el sofá sin esperar a que vengas a acurrucarte entre mis piernas; como siempre princesa, conmigo, sobre mí, acompañándome, queriéndome, cuidándome, protegiéndome.
Aún no puedo despedirme de tí mi niña, te quiero demasiado, aún no puedo creer que no estés conmigo, simplemente es imposible imaginarme la vida sin tí.
Solo espero que estés donde estés, no me odies, me perdones por las equivocaciones y recuerdes siempre que te amo, que te adoro, que eres mi mejor parte, mi hija,  la más buena, la más noble, la más fiel. Mi isla de paz en mitad de la guerra.

Te quiero princesa, no puedo decirte adiós.

sábado, 5 de marzo de 2011

10 estrategias de manipulacion mediatica

1. LA ESTRATEGIA DE LA DISTRACCION:
El elemento primordial del control social es la estrategia de la distracción que consiste en desviar la atención del público de los problemas importantes y de los cambios decididos por las elites políticas y económicas, mediante la técnica del diluvio o inundación de continuas distracciones y de informaciones insignificantes. La estrategia de la distracción es igualmente indispensable para impedir al público interesarse por los conocimientos esenciales, en el área de la ciencia, la economía, la psicología, la neurobiología y la cibernética. ”Mantener la Atención del público distraída, lejos de los verdaderos problemas sociales, cautivada por temas sin importancia real. Mantener al público ocupado, ocupado, ocupado, sin ningún tiempo para pensar; de vuelta a granja como los otros animales (cita del texto ‘Armas silenciosas para guerras tranquilas)”.

2. CREAR PROBLEMAS Y DESPUES OFRECER SOLUCIONES:
Este método también es llamado “problema-reacción-solución”. Se crea un problema, una “situación” prevista para causar cierta reacción en el público, a fin de que éste sea el mandante de las medidas que se desea hacer aceptar. Por ejemplo: dejar que se desenvuelva o se intensifique la violencia urbana, u organizar atentados sangrientos, a fin de que el público sea el demandante de leyes de seguridad y políticas en perjuicio de la libertad. O también: crear una crisis económica para hacer aceptar como un mal necesario el retroceso de los derechos sociales y el desmantelamiento de los servicios públicos.

3. LA ESTRATEGIA DE LA GRADUALIDAD:
Para hacer que se acepte una medida inaceptable, basta aplicarla gradualmente, a cuentagotas, por años consecutivos. Es de esa manera que condiciones socioeconómicas radicalmente nuevas (neoliberalismo) fueron impuestas durante las décadas de 1980 y 1990: Estado mínimo, privatizaciones, precariedad, flexibilidad, desempleo en masa, salarios que ya no aseguran ingresos decentes, tantos cambios que hubieran provocado una revolución si hubiesen sido aplicadas de una sola vez.

4. LA ESTRATEGIA DE DIFERIR:
Otra manera de hacer aceptar una decisión impopular es la de presentarla como “dolorosa y necesaria”, obteniendo la aceptación pública, en el momento, para una aplicación futura. Es más fácil aceptar un sacrificio futuro que un sacrificio inmediato. Primero, porque el esfuerzo no es empleado inmediatamente. Luego, porque el público, la masa, tiene siempre la tendencia a esperar ingenuamente que “todo irá mejorar mañana” y que el sacrificio exigido podrá ser evitado. Esto da más tiempo al público para acostumbrarse a la idea del cambio y de aceptarla con resignación cuando llegue el momento.

5. DIRIGIRSE AL PUBLICO COMO CRIATURAS DE POCA EDAD:
La mayoría de la publicidad dirigida al gran público utiliza discurso, argumentos, personajes y entonación particularmente infantiles, muchas veces próximos a la debilidad, como si el espectador fuese una criatura de poca edad o un deficiente mental. Cuanto más se intente buscar engañar al espectador, más se tiende a adoptar un tono infantilizante. Por qué? “Si uno se dirige a una persona como si ella tuviese la edad de 12 años o menos, entonces, en razón de la sugestionabilidad, ella tenderá, con cierta probabilidad, a una respuesta o reacción también desprovista de un sentido crítico como la de una persona de 12 años o menos de edad (ver “Armas silenciosas para guerras tranquilas”)”.

6. UTILIZAR EL ASPECTO EMOCIONAL MUCHO MAS QUE LA REFLEXION:
Hacer uso del aspecto emocional es una técnica clásica para causar un corto circuito en el análisis racional, y finalmente al sentido critico de los individuos. Por otra parte, la utilización del registro emocional permite abrir la puerta de acceso al inconsciente para implantar o injertar ideas, deseos, miedos y temores, compulsiones, o inducir comportamientos…

"El arte de nuestros enemigos es desmoralizar, entristecer a los pueblos. Los pueblos deprimidos no ganan. Nada grande se puede hacer con tristeza (Arturo Jauretche)

7. MANTENER AL PUBLICO EN LA IGNORANCIA Y LA MEDIOCRIDAD:
Hacer que el público sea incapaz de comprender las tecnologías y los métodos utilizados para su control y su esclavitud. “La calidad de la educación dada a las clases sociales inferiores debe ser la más pobre y mediocre posible, de forma que la distancia de la ignorancia que planea entre las clases inferiores y las clases sociales superiores sea y permanezca imposibles de alcanzar para las clases inferiores (ver ‘Armas silenciosas para guerras tranquilas)”.

8. ESTIMULAR AL PUBLICO A SER COMPLACIENTE CON LA MEDIOCRIDAD:
Promover al público a creer que es moda el hecho de ser estúpido, vulgar e inculto…

9. REFORZAR LA AUTOCULPABILIDAD:
Hacer creer al individuo que es solamente él el culpable por su propia desgracia, por causa de la insuficiencia de su inteligencia, de sus capacidades, o de sus esfuerzos. Así, en lugar de rebelarse contra el sistema económico, el individuo se autodesvalida y se culpa, lo que genera un estado depresivo, uno de cuyos efectos es la inhibición de su acción. Y, sin acción, no hay revolución!

10. CONOCER A LOS INDIVIDUOS MEJOR DE LO QUE ELLOS MISMOS SE CONOCEN:
En el transcurso de los últimos 50 años, los avances acelerados de la ciencia han generado una creciente brecha entre los conocimientos del público y aquellos poseídas y utilizados por las elites dominantes. Gracias a la biología, la neurobiología y la psicología aplicada, el “sistema” ha disfrutado de un conocimiento avanzado del ser humano, tanto de forma física como psicológicamente. El sistema ha conseguido conocer mejor al individuo común de lo que él se conoce a sí mismo. Esto significa que, en la mayoría de los casos, el sistema ejerce un control mayor y un gran poder sobre los individuos, mayor que el de los individuos sobre sí mismos.

NOAM CHOMSKY

domingo, 13 de febrero de 2011

2 años de alegría en el rostro

2 años. Hoy hace dos años que entraste en mi vida y lo arrasaste todo. Con tu sonrisa, con tu forma de quererme, con esa locura sana que hace que vayamos riéndonos a carcajadas por la calle, mientras todo el resto del mundo nos mira, como si estuviéramos locos..Esa sonrisa que me mata....
Has estado a mi lado estos dos años. En lo bueno y en lo malo. En la tristeza y en la alegría. En los días buenos y en los días histéricos.
Me has acompañado en todo y has soportado mis manías. Has soportado mis malos ratos y has respetado mis silencios...somos complices en el silencio. Eso es casi imposible, pero nosotros lo hemos conseguido.
A veces, me miras y me preguntas como te aguanto. ¿ En serio ? ¿ No sabes todo lo que mueves en mi interior ? ¿ no sabes como has cambiado mi mundo, mi vida? .Todas esas sonrisas que me robas...vas a conseguir que mis arrugas de alrededor de la boca, sean más grandes que las de la frente por fruncir el ceño. Y eso si que es difícil.
Nunca te faltará mi mano para agarrarte y mi hombro para apoyarte. Nunca.
2 años que han pasado tan rápido, que ha veces pienso que el vértigo me paraliza.
No quiero vivir mi vida junto a ti sin darme cuenta. Quiero detener el tiempo, quiero inmortalizar los besos que te robo, esas miradas complices, ese aleteo en el estómago, esos celos cuando te miran otras.....quisiera parar el tiempo en todos esos instantes que me golpean recordándome lo mucho que te amo. Lo mucho que te he amado durante estos dos años, y lo mucho que te amaré compañero, durante el resto de mi vida, estés conmigo o no.
Siempre te deberé el valor de ser quien soy. El valor de amarte sin reservas. El valor, de haber tenido el valor, de irme contigo porque era a tí a quien te amaba. El hombre de mi vida. Con el que quiero tener hijos y envejecer.
Gracias por estos dos años. Gracias por todo. No caminaría ni uno solo de los instantes pasados contigo por nada en el mundo. Una vez más se demuestra que lo importante no es el qué sino el con quién.
Y yo quiero todo contigo. Para siempre, para toda la eternidad.

martes, 9 de noviembre de 2010

Poemas

Hoy quiero compartir los tres poemas que más me han gustado en mi vida. Estos poemas me remueven siempre....y hoy quiero compartirlos.

DONDE HABITE EL OLVIDO

Donde habite el olvido,
En los vastos jardines sin aurora;
Donde yo sólo sea
Memoria de una piedra sepultada entre ortigas
Sobre la cual el viento escapa a sus insomnios.

Donde mi nombre deje
Al cuerpo que designa en brazos de los siglos,
Donde el deseo no exista.

En esa gran región donde el amor, ángel terrible,
No esconda como acero
En mi pecho su ala,
Sonriendo lleno de gracia aérea mientras crece el tormento.

Allí donde termine este afán que exige un dueño a imagen suya,
Sometiendo a otra vida su vida,
Sin más horizonte que otros ojos frente a frente.

Donde penas y dichas no sean más que nombres,
Cielo y tierra nativos en torno de un recuerdo;
Donde al fin quede libre sin saberlo yo mismo,
Disuelto en niebla, ausencia,
Ausencia leve como carne de niño.

Allá, allá lejos;
Donde habite el olvido

( Cernuda )


LOS HERALDOS NEGROS

Hay golpes en la vida, tan fuertes… Yo no sé!
Golpes como del odio de Dios; como si ante ellos,
la resaca de todo lo sufrido
se empozara en el alma… Yo no sé!

Son pocos; pero son… Abren zanjas oscuras
en el rostro más fiero y en el lomo más fuerte.
Serán talvez los potros de bárbaros atilas;
o los heraldos negros que nos manda la Muerte.

Son las caídas hondas de los Cristos del alma,
de alguna fe adorable que el Destino blasfema.
Esos golpes sangrientos son las crepitaciones
de algún pan que en la puerta del horno se nos quema

Y el hombre… Pobre… pobre! Vuelve los ojos, como
cuando por sobre el hombro nos llama una palmada;
vuelve los ojos locos, y todo lo vivido
se empoza, como charco de culpa, en la mirada.

Hay golpes en la vida, tan fuertes… Yo no sé!

( Vallejo )

ME GUSTAS CUANDO CALLAS

Me gustas cuando callas porque estás como ausente,
y me oyes desde lejos, y mi voz no te toca.
Parece que los ojos se te hubieran volado
y parece que un beso te cerrara la boca.

Como todas las cosas están llenas de mi alma
emerges de las cosas, llena del alma mía.
Mariposa de sueño, te pareces a mi alma,
y te pareces a la palabra melancolía.

Me gustas cuando callas y estás como distante.
Y estás como quejándote, mariposa en arrullo.
Y me oyes desde lejos, y mi voz no te alcanza:
déjame que me calle con el silencio tuyo.

Déjame que te hable también con tu silencio
claro como una lámpara, simple como un anillo.
Eres como la noche, callada y constelada.
Tu silencio es de estrella, tan lejano y sencillo.

Me gustas cuando callas porque estás como ausente.
Distante y dolorosa como si hubieras muerto.
Una palabra entonces, una sonrisa bastan.
Y estoy alegre, alegre de que no sea cierto.

( Neruda )

sábado, 25 de septiembre de 2010

Cuando vinieron a llevarme a mí

Cuando los nazis vinieron a llevarse a los
comunistas, guardé silencio,
porque yo no era comunista,

Cuando encarcelaron a los socialdemócratas,
guardé silencio,
porque yo no era socialdemócrata,

Cuando vinieron a buscar a los sindicalistas,
no protesté,
porque yo no era sindicalista,

Cuando vinieron a llevarse a los judíos,
no protesté,
porque yo no era judío.

Cuando vinieron a buscarme a mi,
no había nadie más que pudiera
protestar.




Martin Niemöller.

sábado, 29 de mayo de 2010

Yo también soy humana

A veces, no sé si soy yo o mi sombra la que guía mis pasos. Las siluetas se van desdibujando, las sombras se van oscureciendo... No es la broma macabra de "ser o no ser", es la cruel sensación de ser la sustitución. No se trata de ser única en mi especie, se trata simplemente de ser solo yo, se trata de ser la original, la verdadera, la definitiva.
Se trata de no ocultar nada desde pequeña, se trata de ir de frente por la vida, se trata de recibir golpes sin queja ninguna, se trata, en definitiva, de ir con el pecho descubierto tratando de no ser devorada completamente.
Lo que se dice no es lo que me asusta, es lo que no se dice, lo que se oculta, lo que se camufla lo peligroso.
Es la falta de "ganas de.." lo que me abruma. Quizás también un poco la tristeza, la tristeza de saber que nadie nunca está a salvo del todo.
Es mi mayor debilidad la que me preocupa, ¿ sabrá alguien lo sensible y frágil que soy? ¿ me conocerá alguien lo suficiente para saberlo? Son dudas que surcan mi cabeza, es esa incapacidad crónica de poder decir con palabras que salgan de mi boca lo que sale de mis letras al escribir. Esa incapacidad que siempre me condena a callar por no saber decir, a escribir por no saber callar...es el sino de mi vida.

sábado, 22 de mayo de 2010

Yo seguiré siendo maestro y tú, un carcelero”

Esta es una carta de Farzad Kamangar, un maestro kurdo de 35 años, conocido por su trabajo pedagógico y considerado una destacada promesa de la literatura infantil, era un preso político iraní que fué ejecutado el pasado 9 de Mayo. Esta carta la escribió desde su celda, dedicada a su carcelero.
Es estremecedora, es valiente, y es un honor publicarla es este humilde blog como recuerdo a él, como recuerdo a todos aquellos que mueren día a día por causas injustas sin que ni siquiera puedan ser oidos. Descanse en paz maestro.

“Yo seguiré siendo maestro y tú, un carcelero”.

“Zeus, el Dios de los Dioses, ordenó detener al desobediente Prometeo. Así empezó tu historia y también la mía. Tú representas la herencia de los carceleros de Zeus, y, por lo tanto, eres prisionero, día tras día, de los hijos del Sol y de la Luz. Para ti y para mí, la cárcel tiene un significado distinto: somos dos individuos; cada uno a un lado de la pared, con una puerta de hierro y un ventanuco en medio; tú fuera de la celda, yo dentro.

Ahora conozcámonos mejor. Yo soy maestro… No, no…; yo soy alumno de Samad Behrangui (1), aquel que escribió Olduz y los cuervos, y El Pececito Negro, para que todos aprendiéramos a caminar. ¿Le conoces? Ya sé que no le conoces. También soy alumno de Khanali, aquel que nos enseñó a dibujar un sol en la pizarra para que sus rayos espantaran a los murciélagos. ¿Sabes quién era? Y soy compañero de Bahman Azizi, aquel hombre que siempre olía a lluvia, aquel hombre que la gente de Kermanshah y sus alrededores sigue recordando cuando comienza a llover en otoño. ¿Tienes alguna idea de quién era? Ya me imagino que no lo sabes.

Sí, soy maestro y he heredado de mis alumnos la sonrisa y la curiosidad por preguntar.

Ahora que ya me has conocido, háblame de ti, de quiénes eran tus compañeros, de quién has heredado la ira y el odio que llevas dentro. ¿Quién te ha dado las esposas y las cadenas? ¿Son de los calabozos de Zohak (2)? Háblame de ti. ¿Quién eres? No sólo no me asustas con tus esposas, cadenas y latigazos, sino que las gruesas paredes de la celda 209, los ojos electrónicos que me vigilan, las férreas puertas… ya no me dan miedo. No te enfades, no grites, no me golpees con el puño en el corazón, porque mantengo la cabeza alta.

No me pegues porque canto; soy kurdo y mis antepasados me han dejado en los cantos e himnos el recuerdo de su amor, su sufrimiento, su lucha, su existencia… Tengo que cantar y tú tienes que escuchar mi canto, aunque sé que te molesta. No me pegues porque al andar se escuchan mis pasos; mi madre me ha enseñado a que los pasos hablen con la tierra; entre la tierra y yo hay un trato, una conexión que lleno de belleza y sonrisas. Déjame, pues, que pasee, déjame que oiga mis pasos, déjame que la tierra sepa que todavía estoy vivo y tengo esperanza.

No me prives de papel y pluma; quiero escribir nanas a los niños de mi tierra, repleto de esperanza, de los cuentos de Samad y su vida, de Khanali y sus deseos, de Ezati y sus alumnos… Quiero escribir, quiero hablar con mi gente desde mi celda, desde aquí mismo. ¿Entiendes lo que digo? Sé que te han enseñado a odiar la luz, la belleza y el pensamiento. Pero no tengas miedo; entra en mi celda, estás invitado a mi gastado y pequeño mantel. Mira cómo yo invito a mis alumnos, todas las noches, cómo les cuento cuentos…, pero a ti no te permiten ver, no te permiten escuchar. Tienes que enamorarte, tienes que convertirte en un ser humano, tienes que estar a este lado de la pared para entender lo que yo digo.

Mírame y entenderás la diferencia que hay entre los dos. Yo todos los días dibujo las manos de mi amada sobre la pared de la celda. Cojo sus manos y siento el calor de la vida, y leo en sus ojos el entusiasmo, la espera; pero tú, todos los días, con tu porra, rompes esos dedos dibujados en la pared, sacas esos ojos que esperan y emborronas la pared de negro. Tu mundo y tu cárcel siempre estarán oscuros, siempre te molestará el don de la luz. Hace meses que espero ver un cielo estrellado, un jardín de estrellas que rompa la oscuridad con senderos que van de un lado al otro del cielo. Pero tú llevas años viviendo en la oscuridad, tu noche no tiene estrellas. ¿Sabes qué significa un cielo sin estrellas? ¿Qué significa un cielo siempre en la oscuridad?

Esta vez, cuando haya vuelto a la 209, entra en mi celda, tengo algunos deseos para ti, no del mismo color de tus oraciones que siempre están llenas de fuego y miedo al infierno. Mis deseos están repletos de esperanza, sonrisas y amor. Entra en mi celda para que te hable del orgullo de mi última sonrisa al pie de la horca. Sé que de nuevo seré el preso de la 209, mientras tú, con tu alma llena de odio, me seguirás gritando. Y yo volveré a sentir lástima por ti y por el pobre mundo que han creado a tu alrededor; seguiré siendo un maestro con la sonrisa de mis niños en los labios.

Farzad Kamangar, maestro condenado a pena de muerte. Sección de Presos Infecciosos de la cárcel de Rajaai Shahr de Karach”.