miércoles, 18 de marzo de 2009

Alguna de las mejores cosas de la vida


- Enamorarse.
- Reírse hasta que te duela la tripa.
- Encontrar miles de mails cuando vuelves de las vacaciones.
- Escuchar tu canción favorita en la radio.
- Acostarte en tu cama y escuchar como llueve fuera.
- Salir de la ducha y que la toalla este calentita.
- Aprobar el carnét de conducir.
- Recibir una llamada de alguien que hace mucho no ves.
- Una buena conversacion.
- Encontrar dinero en un pantalón que no usabas desde el año pasado.
- Reírse de uno mismo.
- Llamadas a la medianoche que duran horas.
- Reírse sin motivos.
- Escuchar accidentalmente que alguien dice algo bueno de ti.
- Despertarte y darte cuenta que todavía puedes dormir un par de horas.
- Despertarte y ver que a tu lado está la persona que amas.
- Ser parte de un equipo.
- El primer beso que diste.
- El último beso que has dado.
- Hacer nuevos amigos.
- Sentir mariposas en el estómago cada vez que ves a "esa" persona.
- Pasar un rato con tus mejores amigos.
- Ver felices a las personas que quieres.
- Volver a ver a un viejo amigo y sentir que las cosas no cambiaron.
- Mirar un atardecer.
- Tener a alguien que te diga que te quiere.
- Tener a alguien a quién decirle "te quiero".

Disfrutar de la vida

4 comentarios:

Alatriste dijo...

Coincido con todas y cada una de las cosas que expones. Je, je, je. Está claro que tú y yo nos llevaríamos bien. Tenemos formas parecidas de entender la vida. Un beso muy fuerte y que esos deseos se cumplan, que esos hechos no dejen de repetirse en tus días. Feliz fin de semana. Cuídate.

Anacronista dijo...

Escuchar la lluvia puede ser mi preferida. Aunque las llamadas interminables en la noche, atardecer, en fin, todas.
Son cosas invaluables.

TORO SALVAJE dijo...

Que cierto es.
Todas y cada una de ellas.
Disfrútalas.

Besos.

Samuel Villena dijo...

Como dice sabina: "Más de cien palabras, más de cien motivos para no cortarse de un tajo las venas, Más de cien pupilas donde vernos vivos, más de cien mentiras que valen la pena"...

Bonita y alegre entrada. Un beso Rachel. Seguimos leyéndonos.