sábado, 28 de febrero de 2009

Ahora Que..

Os dejo una canción alegre para un día alegre como hoy.



Ahora que nos besamos, tan despacio,
Ahora que aprendo bailes, de salón,
Ahora, que una pensión es un palacio,
Donde nunca falta espacio,
Para más, de un corazón.
Ahora, que las floristas me saludan,
Ahora que me doctoro, en lencería,
Ahora, que te desnudo y me desnudas,
Y en la estación de las dudas,
Muere un tren, de cercanías.
Ahora que nos quedamos, en la cama,
Lunes, martes, y fiestas de guardar,
Ahora, que no me acuerdo, del pijama,
Ni recorto el crucigrama,
Ni me mato si te vas.
Ahora, q tengo un alma, que no tenía,
Ahora q suenan palmas, por alegrías,
Ahora, q nada es sagrado,
Ni sobre mojado, llueve todavía.
Ahora, q hacemos olas, por incordiar,
Ahora, q está tan sola, la soledad,
Ahora q todos los cuentos,
Parecen el cuento, de nunca empezar.
Ahora q ponnos otra y q se debe,
Ahora q el mundo está, recién pintado,
Ahora, q las tormentas son tan breves,
Y los duelos, no se atreven, a dolernos demasiado.
Ahora q está tan lejos, el olvido,
Ahora, q me perfumo, cada día,
Ahora, q sin saber, hemos sabido,
Querernos, como es debido,
Sin querernos, todavía.
Ahora q se atropellan, las semanas,
Fugaces, como estrellas de Bagdad,
Ahora, q casi siempre, tengo ganas,
De trepar a tu ventana, y quitarme, el antifaz.
Ahora, q los sentidos, sienten sin miedo.
Ahora q me despido, pero me quedo,
Ahora, q tocan los ojos, q miran las bocas,
Q gritan los dedos.
Ahora, q no hay vacunas, ni letanías,
Ahora q está en la luna, la policía,
Ahora, q explotan los coches,
Q sueño de noche, q duermo de día.
Ahora q no te escribo, cuando me voy,
Ahora q estoy más vivo, de lo q estoy.
Ahora q nada es urgente, q todo es presente,
Q hay pan para hoy.
Ahora, q no te pido, lo que me das,
Ahora q no me mido, con los demás,
Ahora q todos los cuentos,
Parecen el cuento, de nunca empezar.

1 comentario:

Alatriste dijo...

¡Qué grande el tito Sabina! Siempre es un placer descubrirlo en tu blog. ¿Cómo estás niña? Confío en que bien. Estoy sin tiempo apenas, pues me pusieron un Curso después del Trabajo y llego a casa todos los días tardísimo, pero bueno, ya ves que yo siempre vuelvo. Cuídate mucho y gracias por estar ahí. Un beso fuerte.